miércoles, 27 de noviembre de 2013

LOS AFICIONADOS VISITANTES

Una vez se van apagando los ecos del partido del pasado domingo ante el Real Betis, del que ya se ha hablado bastante en diferentes medios, blogosfera y redes sociales, quería hacer algunas apreciaciones, que quizás para algunos aficionados pasen desapercibidas, pero para los que disponemos del abono en Gol Sur si apreciamos. Me refiero al acceso de los aficionados visitantes.

Se tiene establecido por el Sevilla FC que los aficionados más bulliciosos que vienen con la entrada gestionada desde su club de origen se ubiquen en el sector S46, que se sitúa  en la Tribuna Alta de Gol Sur haciendo esquina con la Tribuna Alta de Fondo. Sector que no está abonado para los socios sevillistas, y el cual tiene la comodidad desde el punto de vista organizativo, de tener a un lado la reja separadora con la zona de Fondo, necesitando únicamente al otro lado de unas rejas movibles que posee el Sevilla FC, las cuales se colocan según la cantidad de aficionados foráneos que vengan hacia un lado u otro.

Y con muy buen criterio también, se ha establecido que el acceso se haga por la puerta 12, puerta tras la cual quedan las escaleras que llevan directamente al sector S46, no cruzándose estos aficionados en su entrada con la afición local, ya que por la parte interior de dicha puerta está la Federación de Peñas, la Asociación de Antiguos Jugadores y algunas dependencias de mantenimiento, que separan del resto de aficionados locales. 

Pero sin embargo, para este último partido se habilitó también la puerta 10, con lo cual los abonados de Gol Sur pese a ser mayoría, nos quedamos sólo con 4 puertas para entrar, la 5, la 6, la 7 y la 8, siendo la 5 y la 7 de las pequeñas, cuando los aficionados visitantes fueron relativamente pocos. Y a ello hay que unir que, a diferencia de la puerta 12, el acceso por la 10 pese a existir vallas separadoras que conducían hasta la escalera, y personal de seguridad,  los aficionados locales y visitantes quedaban muy cerca, provocando intercambios de palabras no precisamente bonitas entre ambas aficiones. Y por el exterior del estadio, al vallar el entorno de las  puertas 10 y 12 por cuestiones de seguridad, y estar ambas bastante distantes, hace que tanto a la llegada al estadio como a la salida del mismo, el tránsito de los aficionados locales sea bastante dificultoso. Incluso para el caso de aquellos aficionados que aprovechan el día de partido para hacer alguna gestión en la oficina de la Federación de Peñas, se encuentran que la ventanilla de la misma queda dentro del vallado.

Desde mi punto de vista, lo lógico sería aperturar una nueva puerta justo al lado izquierdo de la 11, numerándola con el orden que le correspondiera, y al quedar muy cercana a la 12 haría que el vallado exterior fuera bastante menor, con la consiguiente comodidad para la mayoría.