miércoles, 21 de julio de 2010

YA TENEMOS EL CALENDARIO

En el día de ayer, y con motivo de la Asamblea General de la Federación Española de Fútbol, se hizo público el nuevo Calendario de Liga para la Temporada 2010-2011. Debutaremos fuera de Nervión enfrentándonos a la UD Levante en tierras valencianas.

 

Desde siempre me ha gustado el debut en casa, pero últimamente casi prefiero comenzar fuera, pues desde que los operadores televisivos tienen libertad para fijar los horarios, y el poco respeto que tienen por los aficionados que asisten a los estadios, no me extrañaría nada que programaran un partido para el 29 de Agosto en Sevilla a las 5 de la tarde, algo que es totalmente inhumano.

 

Otra de las cuestiones que me llaman la atención del calendario, es que el Sevilla recibe en miércoles, jornadas 4 y 26 al Racing de Santander y Sporting de Gijón respectivamente, lo que me parece perjudicial tanto para el propio Club, como para las personas que trabajamos en horario de tarde. Si se tenía previsto habilitar dos miércoles, es para que se hubiera sido más equitativo, y nos hubiera tocado un partido fuera y el otro dentro. Y tampoco podemos olvidar la jornada 17 en que recibimos a Osasuna, la cual se ha previsto disputar entre el domingo 2 y el lunes 3 de Enero, por lo que podríamos estar ante 3 de partidos de casa en jornada laboral.

En cuanto a nuestro primer filial, comienza en casa recibiendo el 29 de Agosto al Real Murcia (esperemos que dada la fecha programen el partido en horario nocturno) y concluye el campeonato también en casa recibiendo al CD Alcalá. La configuración del calendario presenta otro handicap, y es que también hay jornada en miércoles, concretamente la nº 5, en donde el 22 de Septiembre los de Ramón Tejada juegan en casa el derbi local, coincidiendo asimismo con el Sevilla FC que en la misma fecha recibe al Racing.

 

Ni que decir tiene que los partidos de competición europea y de Copa del Rey se juegan en días intersemanales algo con lo que ya contamos, pero la Liga siempre ha sido para los fines de semana. Quizás el problema estribe en que la Primera División la conforman demasiados equipos, pero de ese tema ya hablaré en un próximo artículo.